Derrame en Madryn: el CENPAT desmintió al Gobierno Provincial

Puerto Madryn, Chubut, 21-8-15 Barco de Alpesca hundido y mancha de combustible, en Madryn. Fotos Maxi Jonas y Daniel Feldman
Barco de Alpesca hundido y mancha de combustible, en Madryn.
Fotos Maxi Jonas y Daniel Feldman

El Gobierno Provincial  había asegurado ayer que los estudios realizados por ese centro científico no habían detectado altas concentraciones de hidrocarburos. Pero la institución lo desmintió a través de un comunicado oficial.

El Centro Nacional Patagónico (CENPAT), un centro de investigación científica con sede en Puerto Madryn, dependiente del CONICET, emitió este sábado un comunicado oficial en el que aclaró su actuación en el caso del derrame de combustibles del buque de la firma Alpesca ocurrido esta semana en la ciudad portuaria.

El texto del CENPAT es una virtual desmentida al Gobierno de Chubut y especialmente al ministro de Ambiente de Chubut, José María Musmeci, quien ayer había asegurado que según los resultados de los análisis realizados por el Laboratorio del Centro Nacional Patagónico (CENPAT) en inmediaciones del buque Cabo San Sebastián, varado en el Muelle Almirante Storni de Puerto Madryn, «no se detectaron concentraciones significativas de hidrocarburos, siendo las mismas aún menores que las detectadas en otros sitios similares».

Sin embargo, el CENPAT emitió hoy un comunicado desmintiendo al Gobierno.

«El CENPAT-CONICET ha provisto los valores resultantes en el día de ayer al MAyDS, no expidiéndose en documento alguno sobre niveles y tipos de contaminación, así como comparaciones con otros sitios portuarios que pudieran ser interpretados a partir de dichos valores.»

«El CENPAT-CONICET ha participado, a pedido del MAyDS, en la colecta de un segundo lote de muestreo destinado a tipificar y caracterizar los hidrocarburos y otras sustancias derramadas, determinaciones que están siendo realizadas mediante Cromatografía Gaseosa con Detección por Espectrometría de Masa, y cuyos resultados aún no están disponibles

Deja un comentario